“Renta con opción a compra”, una alternativa costosa

0

Si obtiene un producto con la opción “Rent to Own” puede llegar a pagar hasta 311 por ciento de interés. Entérese de otras vías más económicas

Un reporte publicado por Consumer Reports (CR), indica que aquellos consumidores que adquieren muebles, electrodomésticos o aparatos electrónicos usando la opción conocida en inglés como “Rent to Own”, podrían terminar pagando intereses de hasta 311 por ciento, el doble o el triple del precio regular del producto.

“En el caso de las familias con moderados y bajos ingresos, esta opción de “rentar para ser dueño” puede parecer muy atractiva y conveniente, pero al final terminan pagando mucho más que si hubieran adquirido el artículo pagando en efectivo o a crédito”, comenta un representante de CR.

Las personas se ven tentadas a aceptar las ofertas de este tipo de establecimientos, porque generalmente les permiten sacar una lavadora, un televisor o una recámara completa de inmediato, sin que le revisen su crédito y con pagos relativamente bajos por semana o por mes.

El acuerdo es por lo general semanal o mensual, y usted puede devolver un artículo y salir de la tienda sin pagar una multa o sin dañar su puntaje crediticio, como pasaría si se retrasara en el pago de un préstamo tradicional.

Si usted hace todos los pagos, será dueño del artículo al final del periodo acordado. Pero hay un pequeño problema. Considere la oferta de una computadora laptop de 612 dólares localizada en una de estas tiendas. Para obtenerla se le pedía al consumidor hacer 48 pagos semanales de 38.99 dólares, lo que hace un total de 1,872 dólares sin contar impuestos y otros cargos. Haciendo cuentas, sería lo mismo que comprar una computadora portátil (laptop) al precio sugerido por el fabricante y financiarla a una tasa de interés de 311 por ciento.

Incluso si utilizara una tarjeta de crédito con una tasa de interés muy alta, sería una mejor opción que la “renta con opción a compra”. Esa misma computadora financiada al 29.99 por ciento de interés (el más alto encontrado en una tarjeta), pagando los mismos 38.99 dólares a la semana, usted ahorraría más de 1,000 dólares y sería dueño del aparato en 20 semanas, en lugar de 48. Aún mejor, si depositara 38.99 dólares en el banco cada semana, sólo tendría que esperar 4 meses para comprar la computadora.

Otra buena alternativa es solicitar crédito directamente con una tienda minorista. Si lo obtiene sólo tiene que preocuparse de hacer los pagos a tiempo para no caer en recargos. Entonces, antes de firmar un contrato de renta con opción a compra, analice bien sus opciones y decídase por la que más le convenga. EC

Información cortesía de PR Newswire

 

 

Compartir

Acerca del Autor

Redacción SSDN
!-- Quantcast Tag -->