Momento propicio de cazar una oferta de casa en primavera

0

El ligero descenso en el mercado de la vivienda y las mejores tasas de interés podrían ayudar a muchos a cumplir con su sueño

Las ventas de casas existentes cayeron un 1,2 por ciento a su nivel más bajo en más de tres años en comparación con diciembre y fueron un 8,5 por ciento más bajas cada año, según la Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios. Eso podría ser una buena noticia para los compradores que buscan ofertas atractivas en la primavera.

Los agentes y analistas de bienes raíces han estado culpando durante mucho tiempo a las ventas débiles en demasiados lugares y al aumento de las tasas, pero la oferta ha estado aumentando constantemente durante varios meses y las tasas han estado bajando. El inventario total de viviendas a fines de enero aumentó a 1,59 millones, frente a los 1,53 millones de viviendas en venta en diciembre. La oferta también ha aumentado respecto a los 1,52 millones de hace un año.

Los precios de las casas siguen siendo más altos en comparación con el año anterior. El precio promedio de una casa existente vendida en enero fue de $247,500. Pero eso es solo un 2,8 por ciento más alto en comparación con enero de 2018, la ganancia anual más pequeña desde febrero de 2012.

“Las ventas de casas existentes en enero fueron débiles en comparación con las normas históricas; sin embargo, es probable que hayan alcanzado un mínimo cíclico”, dijo Lawrence Yun, economista jefe de la NAR. “La moderación de los precios de las viviendas combinada con las ganancias en los ingresos familiares hará más asequible la vivienda y atraerá a más compradores al mercado en los próximos meses”.

Pero aquí está el problema: el suministro de viviendas asequibles para la venta no está aumentando lo suficientemente rápido. Es por eso que las ventas de casas con un precio inferior a $100,000 fueron casi un 15 por ciento más bajas en comparación con el año anterior, mientras que las ventas de casas con precios por encima de $750,000 fueron solo un 2 por ciento más bajas.

Los constructores de viviendas aún no están aumentando la producción lo suficiente como para satisfacer la demanda, especialmente en el mercado de nivel de entrada. Las ventas de casas de nueva construcción, que tienen un precio superior a las casas existentes, fueron débiles durante gran parte del año pasado.

Los constructores están comenzando a ver más tráfico a través de modelos, ya que bajan algunos precios y ofrecen más concesiones. Pero todavía les cuesta construir casas más baratas.

 

Compartir

Acerca del Autor

Avatar
!-- Quantcast Tag -->